Nuestra historia
1886 - 1935. Fundación y esplendor bodeguero

Esta bodega es fundada por D. Cayetano del Pino y Vázquez, un joven natural de La Carlota (Córdoba), gran aficionado a los vinos que se elaboraban en Jerez y que su primera asociación con don Alberto Romero, funda con el banquero de Sevilla don Manuel de la Calzada el 19 de noviembre 1886, la sociedad Cayetano del Pino y Cía., con domicilio en el número 16 de la calle Rosario de Jerez de la Frontera.

Desde 1890 las bodegas se trasladaron a la calle Armas de Santiago 13, donde se ubicó la parte de la producción más importante.

Merecen especial mención las bodegas de San Bernabé, la de San Vicente y la de Santísima Trinidad, ésta última destinada al embotellado para cumplir las demandas del mercado peninsular y de los mercados de Asia, América y Oceanía. Existen también departamentos de maquinaria, taller de tonelería, aparatos destiladores, imprenta y amplios escritorios.

Además de las bodegas anexas a la casa de extracción, se contaba con sedes de almacenado en la calle Lealas, calle Circo, para mostos y calle Ventura y Misa para la administración.

Diez años después de la Fundación, en 1896, la bodega en pleno crecimiento, llegó a contar con más de 150 trabajadores sólo para la elaboración y producción del vino sin contar con la parte de administración.

Como curiosidad: En 1897 la Sociedad Cayetano del Pino contrató dos de las primeras líneas de teléfono de Jerez de La Frontera: el nº 54 de la bodega de calle Armas de Santiago, y el nº 130 de las oficinas de la calle Ventura y Misa.

Don Cayetano del Pino y Vázquez contrajo matrimonio con doña Bernabea Balbontín Gil, de cuyo matrimonio nace en Jerez de la Frontera Cayetano del Pino Balbontín en 1896.

Don Cayetano del Pino y Vázquez fallece en el año de 1918 , sucediendo en la gestión de la bodega su hijo Cayetano, quién se casa con doña María Ángeles Bohórquez Ruíz. Tras diecisiete años al frente de la bodega fallece en 1935.

1935 - 2015. Época almacenista

Desde 1890 las bodegas se trasladaron a la calle Armas de Santiago 13, donde se ubicó la parte de la producción más importante.

Tras la muerte de D. Cayetano del Pino Balbontín en 1935, la Bodega deja de embotellar y vender en cristal y convierte su negocio en Almacenista para suministrar sus viejos vinos a las grandes Bodegas de Jerez, bajo la dirección de Enrique del Pino Balbontín (conocido futbolista del Jerez Deportivo) quien sucede el negocio de su hermano Cayetano. A su fallecimiento, se hacen cargo sus hermanas, hasta que en 1962 asume el negocio la familia Del Pino Bohórquez, hijos de Cayetano del Pino y María Ángeles Bohórquez, 3ª generación de la bodega: María Jesús, Cayetano, Ángel y Enrique.

En los años 70, la Bodega adquiere 50 hectáreas de tierra de labor que convierten en viña, a la que llaman Viña Cartera, situada en zona de jerez superior.

En 1976 los hermanos del Pino Bohórquez construyen una nave en la carretera de Arcos donde continúan con la crianza de vinos. Entre otros destaca su Palo cortado 1/5. En 1983 adquieren las instalaciones de Plaza Silos que, con capacidad para unas 1.700 botas, permite continuar el negocio almacenista, a pesar de las dificultades de la década para los
bodegueros de Jerez. Este casco bodeguero pertenecía a la Bodega Pedro Domecq y era la bodega de crianza del Fino La Ina.

En los años 90, Viña Cartera fue vendida.

2015 -2022. La Bodega vuelve a embotellar

En el año 2015, la cuarta generación de Bodegas Cayetano del Pino vuelve a poner sus vinos embotellados a la venta con el lanzamiento del Palo Cortado y el Amontillado, vinos con una media de 18 años de crianza.

En el año 2018, ponen en el mercado su conocido Palo Cortado 1/10, procedente de tan solo 10 botas de solera y con una vejez media de más de 20 años. Una vejez que le es reconocida por el Consejo Regulador en el año 2021 cuando categoriza este vino como VOS.

En abril del año 2021 presenta su Palo Cortado VORS, procedente de las soleras más antiguas de Palo Cortado de la bodega. La primera saca es numerada y editada a 150 botellas.

2022 - Una nueva era en la bodega

En septiembre de 2022, el Grupo Mesgal Patrimonial, S.L., propiedad del empresario jerezano Fulgencio Meseguer Galán, adquiere las Bodegas abriendo así una nueva etapa en la que conservar y engrandecer la historia de sus extraordinarios vinos de Jerez.